La cocina: Risotto de Verduras con Padre.

Mi amor por la comida siempre se ha limitado a comerla, y mi paso por la cocina suele ser para poner bonito lo que ya alguien ha cocinado para que el resto lo deguste. Pero el año pasado quise empezar (y recalco el empezar) a cambiar la historia.Me puse a recopilar recetas, a ver más programas de cocina, y lo más importante, empezar a preguntar y ver a los cocineros que me rodean en acción.

Uno de ellos es mi Papá. Planeamos ponernos manos a la obra y cocinar algo juntos. Luego de un par de desencuentros y fechas fallidas lo logramos: Nos juntamos a cocinar un plato que me encanta, que mi Papá cocina delicioso y que una vez aprendido puede ser muy versátil: Me refiero al clásico Rissotto.

Además, hicimos unas pizzetas con tomate, albahaca y un toque de roquefort para el aperitivo que quedaron buenísimas. Somos cocineros hambrientos, el aperitivo no podía faltar.

Nos pusimos manos a la obra y quedó todo muy rico. Aparte de lo delicioso de comer platos que nos gustan, destaco el buen rato que se pasa cocinando con buena compañía, tranquila y relajadamente, dándose el tiempo para degustar todo lo que se está cocinando. Aprendí mucho, y lo mejor de todo es que tanto nosotros como nuestros comensales gozaron la comida, lo cual fue el mejor piropo para una aspirante a cocinera como yo.

Comparto las recetas, procedimientos y fotos de esa entretenida y deliciosa noche, que de hecho al recordarla se me hace agua la boca.

Los ingredientes fueron…

(No tengo todas las medidas, aquí el ojo es el mejor aliado)

Pizzetas 

  • 1 Paquete de masas de empanadas para horno (Nosotros usamos La Litoraleña y eran buenísimas)
  • Queso Mozzarella para rallar
  • Salsa de tomates (Siempre es mejor recibida la casera, pero todo sirve)
  • Aceite de oliva
  • 4 Tomates racimo
  • Hojas frescas de albahaca
  • Un poco de queso Rochefort

Esto es FÁCILISIMO y RICO.

Lo que hace fácil y rápido de hacer estas pizzetas que usamos las masas de empenadas que venden listas como nuestra masa base para hacerlas. Precalentamos el horno y la placa (importante, sino queda el centro muy blando) donde las vamos a cocinar por unos 10 minutos, mientras tanto armamos nuestras pizzetas.

Se ponen las masas de empanada en la lata (o placa). Arriba de ellas se esparce la salsa de tomate, el queso mozzarella previamente rallado y los trozos de tomate pelados en cubitos, todo esto por supuesto a gusto. Siempre ponemos un chorrito de aceite de oliva sobre la pizzeta antes de meterla en el horno. OJO que la albahaca y el rochefort se ponen al final, una vez que las pizzetas están listas.

Unos 10 minutos al hornos y Voilá !

En otra oportunidad mi Papá las hizo con cebolla caramelizada y estaban increíbles. Así que a ponerse creativos y ponerle cuanta cosa nos guste y combine sobre estas masas listas !

Después de este primer encuentro con la cocina fácil pasamos al plato de fondo.

Risotto de Verduras 

Para el caldo de verduras (2 Litros)

  • 2 Puerros
  • 2 Zanahorias
  • 1 Pimentón (Usamos rojo, pero puede ser cualquiera)
  • 1 Ramo de verdura surtida bien amarrada con un cordelito
  • 1 Perejil
  • 1 Paquete de cebollines (Creo que usamos 2 o 3)
  • 1 Papa grande
  • 1 Cebolla

En una olla se echa agua fría y todas las verduras que usaremos para hacer el caldo cortadas de manera gruesa. Sal, pimienta y a esperar una media hora hasta que el caldo tenga el sabor a verduras que queremos.

 

Para el Rissoto 

  • Arroz Arborio
  • Zapallitos italianos de los mas chiquititos, los arabes (vienen 4 por bandeja). Sino los clásicos más grandes (Unos 2 o 3)
  • 1 Cebolla pequeña cortada en cubitos
  • 1 zanahoria cortada en cubitos
  • 1 Bandeja de champiñones
  • 1 Paquete de arvejitas
  • 1 Queso parmesano para rallar

Mientras se hace el caldo picamos todo lo que vamos a usar en nuestro Risotto: zanahoria, cebolla, champiñones, zapallitos y descongelamos las arvejas (aunque no es estrictamente necesario, podemos echarlas así no más).

En una olla echamos un chorro generoso de aceite de oliva, la cebolla y zanahorias picadas. Revolver hasta que la cebolla esté blanda y transparente. Luego echamos la cantidad de arroz que usaremos (en el paquete dice las porciones, nosotros eramos 5 y usamos como la mitad, era bastante cantidad), revolvemos por un minuto aprox y ponemos unas dos cucharadas de caldo (soperas, grandotas). Esperamos a que el arroz absorba el caldo y volvemos a echar más (entre una y dos cucharadas), proceso que es constante hasta que el arroz está listo (alrededor de 20 a 30minutos.) Tenemos que tener cuidado en que no se nos pegue el arroz, por lo que hay que estar vigilandolo y revolviendolo, pero tampoco pasarnos a la punta y marearlo.

 

Las arvejas, champiñones y zapallitos se hacen muy rápido, así que los dejamos para cuando nuestro risotto esté casi ! Cuando el arroz esté aun crudo, pero no tanto (ambigua, lo sé) ponemos en la olla estos vegetales. Y de ahí revolver hasta que el arroz esté listo, hay que ir probando, poner el parmesano rallado, sacarlo del fuego dejarlo reposar unos 5 minutos y servirlo inmediatamente una vez que está como queremos, en nuestro caso: aldente.

Y luego… a disfrutar !!

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: